Los taxistas podrán elegir el modelo de coche

EtrasaFTP-los taxistas odran elegir el modelo de coche

Esto sucederá a partir de 2018 con los taxistas de Madrid mientras el vehículo sea ECO

 

Las últimas novedades en la modificación de la ordenanza del taxi, aprobadas recientemente, han recibido el apoyo de la FPTM (Federación Profesional del Taxi de Madrid). A partir de 2018 los taxis deberán tener etiqueta ECO o CERO (certificado ecológico) para poder circular con licencia, medida que se incluye en el Plan A de Calidad del Aire que apuesta por la sustitución de taxis por otros que sean menos contaminantes.

 

En la actualidad, 15.723 taxis realizan servicios en el Área de Prestación conjunta, lo que supone la posibilidad de que otros tantos vehículos circulen por Madrid.

 

El presidente de la Federación, Julio Sanz, ha agradecido el “compromiso medioambiental” del ayuntamiento. Asimismo ha añadido que “estamos de acuerdo con el Ayuntamiento y con su compromiso con el medio ambiente, las asociaciones llevamos mucho trabajando para introducir combustibles alternativos eléctricos y ecológicos”.

 

Anualmente se renuevan 2.500 taxis de media, hecho que puede llevar a conseguir una flota de vehículos poco o nada contaminante a corto plazo. En la actualidad un 36,47% de la flota dispone de la etiqueta ECO de la DGT (Dirección General de Tráfico) y un 0,18% de la CERO.

 

Para el presidente de la FPTM el único inconveniente con el que se encuentra este compromiso ecológico es la instalación de más suministros de recarga eléctrica: “hay que montar esa infraestructura para que pueda haber más vehículos”, y ha remarcado que por el momento “vamos por buen camino”.

 

A partir de 2018, según han adelantado desde el consistorio, los titulares de licencias de taxis podrán elegir los coches que quieran siempre que cumplan tanto las dimensiones como los límites de emisión establecidos, medida que la Federación apoya “con matices”.

 

Según su presidente “es de agradecer que el Ayuntamiento no tenga un afán recaudatorio con los taxis, si bien para elegir modelos todavía estamos a expensas de los fabricantes de coches” ya que algunas marcas no ofrecen instrucciones ni especificaciones a la hora de conectar el taxímetros, hecho que instiga a “comprar modelos determinados”. Julio Sanz ha criticado que “al final lo que pasa es que compramos los vehículos que piden los fabricantes, no los que quieren los taxistas. Es necesario que los fabricantes empiecen a apostar por el taxi”.

 

Fuente: Europa Press y eleconomista.es